por Bioconservacion Enero 28th, 2015 0 comentarios

 

Información basada en el artículo publicado por la UC Davis :

Ozone Applications for Post-harvest Disinfection of Edible Horticultural Crops. Trevor V Suslow. Extension of Vegetable Crops, University of California, Davis

 ·         El tratamiento con ozono no es muy eficaz para eliminar etileno en sistemas de aplicación sin aire forzado y a las concentraciones permitidas.

 “La inyección de ozono gaseoso, a concentraciones no peligrosas, en cámaras refrigeradas no ha sido tan eficaz para la eliminación de etileno y reducción de olores como cuando pasamos el aire a través de una cámara de reacción de ozono, esto es porque el tener ozono a bajas concentraciones hace que los encuentros con partículas de etileno o volátiles sean aleatorios, resultando su eliminación un proceso demasiado lento” (Suslow, pag 6)

“… exposiciones demasiado largas al ozono pueden dañar el tejido vegetal y reducir su tiempo de almacenamiento y vida útil.” (Suslow, pag 6)

 Por el contrario, la tecnología para la eliminación de etileno desarrollada por  Bioconservacion  aprovecha el aire forzado para asegurar la eficacia de filtración de aire.

 Además, no hay ningún riesgo de producir daño sobre el producto. La solución propuesta por Bioconservacion no entra en contacto con las frutas y/o verduras almacenadas.  La solución se basa en el tratamiento del aire circundante para la eliminación de volátiles indeseables como etileno.

 ·         "El ozono es altamente corrosivo para el equipo" (Suslow, pag 2).

 El uso de ozono en contenedores para mejorar la conservación de la carga representa, indirectamente, un alto costo en el mantenimiento del contenedor. Además del alto coste  de mantenimiento propio de la instalación generadora de ozono (cambio de filtros, ajustes periódicos de los componentes electrónicos, corrosión de partes internas,...)

 Por el contrario, la tecnología propuesta por Bioconservacion no causa ningún tipo de daño ni corrosión al equipo y no requiere ningún mantenimiento en sí mismo.

  ·         El ozono es tóxico para los seres humanos.

 "El ozono es letal para los seres humanos con exposición prolongada a concentraciones superiores a 4 ppm. El ozono es fácilmente detectable por el olfato humano en 0,01 a 0,04 ppm.

La OSHA acota los límites de exposición en un umbral de 0,1 ppm para la exposición continua durante un período de 8 horas y 0,3 ppm para un período de 15 minutos. A concentraciones de  1ppm ppm tiene un olor desagradable y penetrante y es irritante para los ojos y garganta"

(Suslow, pag 2)

El uso de ozono constituye un peligro para la salud  de todo el personal a cargo de la operación. Hay que tomar medidas preventivas para manejarlo que  deben ser tomadas en cuenta a la hora de evaluar sus costos asociados.

 Una vez más, esta problemática no aparece con las soluciones de Bioconservacion.